Categoría: Transformación digital

Palancas de cambio en transformación digital. «Vencer no es convencer»

Como dijo Unamuno “venceréis pero no convenceréis, porque tenéis la fuerza bruta para hacerlo” y es que, efectivamente, es más fácil y más rápido vencer que convencer. Con la fuerza (o el poder en el caso de las corporaciones) podemos imponer normas, reglas, procesos o metodologías, pero si no convencemos, si no mostramos las ventajas, si no aportamos valor, las medidas se cuestionarán, se intentarán evitar, haremos trampas, no le podremos pasión y convencimiento, en definitiva: fracasarán. 

Este es uno de los grandes retos de cualquier cambio y la transformación digital es fundamentalmente cambio. Por ello, hay que convencer a muchos niveles porque el cambio asusta, inquieta, incomoda, y nos pasa a todos, desde los que están en la base de la pirámide hasta los que están en la cima más solitaria. 

En un proceso de transformación digital ideal debe ser la o el CEO quien espolee ese cambio implicando y entusiasmando a todos los equipos de la compañía, no solo a uno o a dos: marketing y financiero que suelen ser los preferidos. 

Cada equipo debe entender las ventajas objetivas del cambio, aportar valor en el proceso e implantarlo con convencimiento porque realmente están convencidos de las ventajas de el proceso complejo y costoso que va a implicar.

¿Qué puede aportar cada departamento?

Sobre todo conocimiento en detalle de los procesos, de las metodologías y la detección de las reticencias o desajustes que se pueden producir en el proceso. La o el CEO debe realizar la complicada labor de recoger todo este know-how, limarlo y poner en práctica mejoras que sean necesarias. La o el CEO deben ser impulsores o facilitadores de cualquier proceso y más de este que requiere no solo cambios en los procesos sino también en la forma de pensar, de planificar y de ejecutar.

Pero, qué puede aportar cada departamento en concreto, vamos a verlo: 

  • Recursos Humanos – Claramente este departamento debe ser el vehiculador del cambio, el facilitador de su gestión, el sensor de las dificultades y el impulsor del nuevo espíritu dentro de la compañía gestión del cambio.  
  • Financiero – Debe racionalizar la inversión en la transformación digital y medir la rentabilidad que va a suponer a través de la automatización de procesos, la optimización de las metodologías, el aprovechamiento del dato (del cliente y del empleado).
  • Marketing y comunicación- Su función puede ir orientada a contar esos cambios al cliente, al exterior, a los stakeholders, al mercado, incluso a la competencia. Debe también vehicular los cambios hacia la maximización de la toma de decisiones  a través del dato.
  • Diseño y producción del producto o servicio – Es interesante que aporte el conocimiento del producto o servicio para determinar los puntos de mejora y abrir las vías para a través de la transformación digital sea posible la integración con el dato de las diferentes áreas y que redunde en la mejora de los procesos de creación y diseño de los productos o servicios.
  • TI – Evidentemente debe dar soporte a la transformación digital, creando la infraestructura, las aplicaciones, desarrollos y la seguridad de los entornos que serán la base del cambio, aportando todo su conocimiento técnico, sin dejar que la herramienta condicione o se imponga sobre el objetivo final, intentando mantener una mente más social y filosófica que tecnóloga. 

Y ¿cómo puede aprovechar la transformación digital cada departamento? ¿Cuáles serían las ventajas concretas para cada uno de ellos? Las aplicaciones son infinitas, tantas como necesidades podamos detectar en cada organización y, si somos capaces de pensar en clave digital, las soluciones son también infinitas. A continuación os ponemos algunos ejemplos:

  • Recursos Humanos – El teletrabajo se ha implantado claramente en nuestros entornos y uno de los problemas que se plantean en algunas organizaciones es el control de productividad sin que eso implique añadir trabajo a los equipos, reportando el trabajo por horas, algo que ya es común en muchas organizaciones.

    La transformación digital permite el reporte automático de las tareas a través de la monitorización de las acciones realizadas por el o la empleada. Un ejemplo desarrollado en Be Now ha sido el control del rendimiento y la eficacia del trabajo de un equipo desarrollador de software a través del número y la calidad de las líneas de código que cada empleado o empleada realiza. Una manera ingeniosa y extremadamente práctica de, no solo determinar el tiempo dedicado a cada tarea, sino también de monitorizar la calidad del trabajo.

  • Financiero – El dato es uno de los mejores retornos de la transformación digital, todo es medible, monitorizable y trazable. Esto nos aporta un valor tan enorme que, bien aprovechado, puede cambiar radicalmente un negocio. Los CRMs o los ERPs permiten a los departamentos financieros tomar decisiones de negocio basadas en el dato generando un modelo de toma de decisión 100% fiable.
  • Marketing y Comunicación- Segmentar y personalizar los mensajes es la mejor forma de captar la atención de nuestros clientes y si además es posible hacerlo de manera automatizada la eficacia y la rentabilidad se multiplica exponencialmente.

    Los CRM nos permiten crear esos funnels que posibilitan la vehiculación de esos mensajes targuetizados según las compras, los intereses o la clasificación sociodemográfica de nuestros clientes.

  • Diseño y Producción del producto o servicio – Es posible integrar diferentes departamentos que tienen contacto con el cliente en los diversos puntos de su journey, para aprovechar su conocimiento y procesar los inputs que generen. Así es posible integrar el feedback del usuario a través de redes sociales, el servicio de atención al cliente o en los establecimientos físicos, por ejemplo, aglutinando esa información, procesarla y tomar decisiones en el diseño, la producción o la distribución del producto o servicio.
  • TI – Además de ser el gran facilitador de la transformación digital, se beneficiará evidentemente de la mejora de las infraestructuras, las aplicaciones y los desarrollos que se implanten, convirtiéndose en clave del éxito de todos los procesos de la compañía y empoderando a este equipo que ahora más que nunca es el hilo conductor del cambio.

De esta forma, la clave de la transformación digital son las personas, las que impulsan el cambio, las que propician el cambio, las que permiten el cambio y las que se benefician del cambio. Solo si ponemos a la persona en el centro de todos los procesos seremos capaces de impulsar y llevar al éxito esta revolución digital que estamos teniendo la suerte de vivir.

Escrito por Begona González

Begoña tiene 20 años de experiencia en el sector de la comunicación, el marketing digital y la influencia. Ha trabajado en diferentes agencias de comunicación y marketing digital. A lo largo de este tiempo ha trabajado para clientes como Netflix, Spotify, Coca-Cola, Repsol o Suavinex.

Hablamos tu lenguaje, recibe información sobre comunicación y marketing digital

Articulos Recientes

Ayudas y subvenciones para la transformación digital

Ayudas y subvenciones para la transformación digital

Nos encontramos en el mejor momento para emprender procesos de transformación digital, las ayudas y subvenciones para empresas, y en especial para Pymes se van a acelerar debido al proceso de incentivos que prevé la Unión Europea por el Covid-19.

leer más
Pasos de la transformación digital

Pasos de la transformación digital

En Be Now, siempre recomendamos atacar la transformación digital por fases, abordando de manera estratégica e inteligente cuales son los pasos que debemos dar.

leer más